La evolución en los materiales con los que fabricamos los toldos

96 377 90 14
La evolución en los materiales con los que fabricamos los toldos

Cuando en 1980 comenzamos a dedicarnos a la instalación de toldos en Valencia aún seguíamos utilizando gruesas lonas de algodón para montar sobre estructuras de tubos de hierro. El algodón que entonces utilizábamos tenía que ser especialmente grueso para que no se rompiera con el viento. Siendo tan grueso, significaba que también era bastante pesado, y mucho más cuando, por la lluvia, se empapaba de agua llegando a triplicar su peso.

Para sustentar todo ese peso, en la  instalación de toldos en Valencia, solamente teníamos la posibilidad de utilizar estructuras de tubos de hierro, el único material relativamente económico capaz de soportar esas cargas sin deformarse. Las lonas de algodón también se decoloraban rápidamente por la acción de los rayos ultravioleta.

Poco más de 30 años después, las lonas de algodón forman parte de la historia. En su lugar, han sido sustituidas por otros tejidos acrílicos. Unos tejidos mucho más resistentes y ligeros que, además, tampoco pierden sus colores por las radiaciones UV. Esta ligereza ha permitido también substituir las estructuras de tubos de hierro por otros materiales mucho más ligeros y también más económicos como es el caso del aluminio.

Ahora que el toldo, tanto por el tejido como por la estructura es mucho más liviano, podemos fabricarlos de mayor tamaño para cubrir superficies que hace solo unas décadas era inimaginable poder hacerlo. Pero la evolución no se ha detenido ahí. La incorporación de las nuevas tecnologías han permitido la incorporación de sistemas automáticos de apertura y cierre activados por sensores de luz o de la velocidad del viento sin que ya no sea necesaria la intervención humana para abrir o cerrar el toldo.

Aún no sabemos qué nuevos avances nos puede epara el futuro inmediato pero podemos asegurarte que en Persianas y Toldos Venecia lo podrás encontrar.